Articulos/Citas

Benito Pérez Galdós sobre el bipartidismo de hace un siglo… (y de ahora)

Normalmente no nos gusta posicionarnos políticamente, mucho menos hacer campaña por uno u otro partido, ya que dentro del equipo las ideologías son diversas, aunque afines. El caso es que a veces uno encuentra cosas por ahí que no puede dejar de compartir, más aun cuando estamos a las puertas de unas elecciones.

Perez_galdos

Día tras día nos quejamos de como todo se va al traste, por culpa de gente que no sabe como resolver los problemas que actualmente tenemos, que nos largan por la televisión discursos vacíos, populistas, centrados en desacreditar al rival y distraer la atención de lo que verdaderamente importa.

Seguramente si nos preguntasen a todos los ciudadanos estaremos de acuerdo en el 90% de los problemas a resolver, quizá no tanto en la solución pero seguro que coincidimos en los problemas. El caso es que hay muchos, muchísimos, que viven de ensalzar ese 10%, esos temas que solamente enfocados de otro modo no solo dejarían de ser un problema sino que podrían toda una virtud.

Benito Pérez Galdos, uno de los novelistas más brillantes que ha dado este país, escribió escribió hace algo más de 100 años estas palabras que están al margen de cualquier ideología. Un siglo más tarde poca cosa ha cambiado, quizá sea el momento de hacerlo…

Los dos partidos que se han concordado para turnarse pacíficamente en el Poder son dos manadas de hombres que no aspiran más que a pastar en el presupuesto. Carecen de ideales, ningún fin elevado los mueve; no mejorarán en lo más mínimo las condiciones de vida de esta infeliz raza, pobrísima y analfabeta. Pasarán unos tras otros dejando todo como hoy se halla, y llevarán a España a un estado de consunción que, de fijo, ha de acabar en muerte. No acometerán ni el problema religioso, ni el económico, ni el educativo; no harán más que burocracia pura, caciquismo, estéril trabajo de recomendaciones, favores a los amigotes, legislar sin ninguna eficacia práctica, y adelante con los farolitos… Si nada se puede esperar de las turbas monárquicas, tampoco debemos tener fe en la grey revolucionaria (…) No creo ni en los revolucionarios de nuevo cuño ni en los antediluvianos (…) La España que aspira a un cambio radica y violento de la política se está quedando, a mi entender, tan anémica como la otra. Han de pasar años, tal vez lustros, antes de que este Régimen, atacado de tuberculosis étnica, sea sustituido por otro que traiga nueva sangre y nuevos focos de lumbre mental“.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s