Articulos

Carta a Frank Gehry: De arquitecto de mierda a arquitecto, o al revés.

Parece ser que las últimas declaraciones de Frank Gehry en una rueda de prensa en Oviedo han levantado ampollas, y es que nuestro amigo Frank no se ha cortado ni un pelo en expresar sus opiniones sobre el nivel de los arquitectos en la actualidad, o sobre lo que opina de aquellos que piensan que su arquitectura es la aquella llamada “del espectáculo”. Un arquitecto anónimo ha publicado lo que él piensa sobre las declaraciones de Frank con la esperanza de que lleguen a sus oídos, aquí os dejo el texto:

Ghery Mierda copy

Estimado Frank,
Quiero expresarle mi más profunda gratitud por exponer con absoluta claridad como es usted. Gracias.
No puedo dejar escapar la oportunidad de expresarme libremente tal como usted hizo ayer mismo, tachando al 98% de los colegas de profesión o a sus obras como de “pura mierda”. No me queda otra que mandarle allí donde cree que nos hayamos todos los demás. Pero no se lo tome a mal, se lo digo de arquitecto a arquitecto con espíritu “constructivo”, que en este lado de la charca ponzoñosa somos muchos y está usted allí muy sólo, véngase que lo pasaremos bien ya verá.
He creído entender por sus palabras que sólo un 2% de las obras de arquitectura que se pueden ver y visitar, tocar y sentir son dignas merecedoras de ser buenas obras de Arquitectura. Además de sus palabras se adivina un pequeño orgullo interior que nos da una pequeña pista: todas las suyas se encuentran en ese pequeño club de elegidas para la gloria.
Usted representa todos los odios que la sociedad genera contra nuestro colectivo: la prepotencia, el ensimismamiento, la ignorancia, el egoísmo y la creencia de que es usted Dios, y como usted otros tantos. Ahora hablemos de arquitectura, para ello me gustaría hablarle de dos tipos de obras, las que hace usted y las que hacemos el 98% de arquitectos salidos del averno. 
Aprovecho para recordarle que somos nosotros y no usted, quienes cada día lidiamos con un montón de gente que tiene un odio visceral a los arquitectos por los titulares que lanzan los impresentables de su talla. El prestigio se pierde en un único acto, téngalo en cuenta.
Sus obras son enormes esculturas que esconden algunos huecos para que los seres humanos puedan transitarlas. Reconozco que como esculturas e incluso como métodos constructivos e informáticos son bellas, pero ¡ojo! que el ordenador diga que puede hacerse no quiere decir que tenga que hacerse. Mucho me temo que usted no ha tenido jamás un límite de presupuesto (ni de falta de titanio que me consta que le pirra). 
Además una cosa le digo, sus últimas obras tienen un no-se-qué, un qué-se-yo que me dice que se pongan donde se pongan dan la misma sensación, para mi son todas iguales. ¿Qué le parece si intercambiamos el Guggenheim por las bodegas de Marqués de Riscal?, vaya usted a saber, lo mismo ni la mitad de los que habitualmente pasan por allí se percatarían.
Una cosa le voy a decir de la arquitectura que parece que ha olvidado desde que estudió: La arquitectura ha de ser bella, ser concebida con una función y aportando unos medios proporcionales y controlados. Así que si no cumple las tres al mismo tiempo no podrá ser arquitectura. No es discutible, esto es el siglo XXI, usted sigue viviendo en una burbuja personal que le impide ver la realidad de la situación de todos los demás. ¿Ni siquiera ha tenido la decencia de enterarse como está la situación en España?.
De los tres puntos el primero todos sabemos lo subjetivo que es (fue y será), no entraré a valorar la belleza de sus obras, sin embargo no puedo aceptar que defienda que sus edificios son pensados desde la función y ni mucho menos que se ajusten a algún tipo de presupuesto. Imagino también que para usted sólo cuenta lo primero, se equivoca. 
En cualquier caso, si todos los arquitectos contáramos con los medios que usted dispone habitualmente, los resultados serían casi con total seguridad mucho mejores a los que se ven, porque ciertamente hay mucha arquitectura manifiestamente mejorable. Le invito a que se pase por cualquier escuela de arquitectura a revisar la cantidad de buenísimos proyectos que se exponen en sus pasillos, en los que se intenta reinventar casi la rueda en cada plano. Que pasa, ¿cuando salen de la escuelas se les olvida todo?, ya le avanzo yo que no.
No añado más, pero por mi puede guardarse el premio por el lugar donde sale el 98% de la arquitectura según su criterio. Yo le digo muy dignamente que la suya es tan cuestionable como su actitud.

Atentamente,

Pablo.
Un arquitecto anónimo
Anuncios

2 pensamientos en “Carta a Frank Gehry: De arquitecto de mierda a arquitecto, o al revés.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s